jueves, 10 de junio de 2010

BREAKING THE SILENCE - Rompiendo el Silencio



Rompiendo el silencio
Conferencia de:
Itamar Shapira
ex-militar israelí

La ocupación israelí vista por los soldados



Acto: Conferencia “Rompiendo el silencio. Los soldados israelíes hablan”
Interviene: Itamar Shapira. Ex-militar israelí, miembro de la Organización Breaking of the silence
Lugar: Aula Magna de la Facultad de Filología, Universidad de Sevilla. C/San Fernando 4
Día: 17 de junio de 2010.
Hora: 20 horas.
Sevilla. El próximo Jueves, día 17 de junio, a las 20 horas, en el Aula Magna de la Facultad de Filología de la Universidad de Sevilla, Amnistía Internacional en Sevilla convoca a los medios de comunicación a la conferencia de Itamar Shapira, ex-militar del ejercito israelí y miembro de la organización Breakinf of the silence (Rompiendo el Silencio), en la que hablará sobre las acciones de las Fuerzas de Defensa de Israel (IDF) en los Territorios Ocupados Palestinos y las continuas violaciones de derechos humanos a las que se ve sometido el pueblo palestino.
Breaking the silence” es una asociación creada en 2004 por soldados que sirvieron al Ejército israelí durante la Segunda Intifada del año 2000. Todos ellos han participado en acciones en Gaza y Cisjordania. Se adjunta dossier informativo sobre la Organización.
ATENCIÓN: Es posible realizar entrevistas personales a Itamar Shapira a lo largo de todo el día, previa concertación de cita.

-----------------------
PERFIL DEL CONFERENCIANTE:

Itamar Shapira
Cumplió el servicio obligatorio militar como miembro de las Fuerzas de Defensa de Israel (IDF). Durante tres años formó parte de una unidad de combate del Nahal, la brigada de infantería. A lo largo de este periodo, prestó servicio en los Territorios Palestinos Ocupados: en Gaza, en Hebrón, en Belén y en otras poblaciones de la franja y Cisjordania. Participó, junto sus compañeros, en puestos militares de control, detenciones masivas, actos de represión colectiva, colocación de checkpoints y en acciones antiterroristas.

En el año 2004 y una vez terminado el servicio militar, pasó a integrar la organización Breaking the Silence, recién fundada por otros soldados israelíes a quienes la experiencia desveló que “la sociedad que nos ha dado la misión de protegerla no es consciente del precio moral, humano y social que todos pagamos por las acciones de las Fuerzas de Defensa de Israel en los Territorios Ocupados Palestinos”, en palabras de la asociación.

/// FIN

Para más información y entrevistas, contactar con:
Gabinete de prensa Amnistía Internacional Sevilla
Milagros Arenas, Tlf. 619 125 686 y Adriana Espinosa, Tlf. 690 392 549


 -------------------------------

DOSSIER INFORMATIVO:


Rompiendo el Silencio
Los soldados israelíes hablan

Exposición fotográfica y testimonios
Madrid, Barcelona, Sevilla, Vigo, Santiago, Toledo
Junio 2010


“Tengo una afición, la fotografía; toda mi vida está documentada con la
cámara. No sé en qué pensaba al tomar estas fotos. Cuando estaba en el
Ejército siempre tenía la cámara en la mano y recuerdo cómo esperaba la
oportunidad de hacer más fotos para añadirlas a “mi colección”. Siempre
sonreía al ser fotografiado y nunca presté atención a lo que había a mi alre-
dedor. Tenía demasiada adrenalina, quería acción, estaba muy orgulloso de
mí mismo y, al mismo tiempo, avergonzado de ello. No sé lo que me ocurrió,
sigo sin saberlo.”


Contenido:
La exposición
La gira
La organización
Sus voces
Simcha Levental
Itamar Shapira
Palabras vacías
Contacto
Agradecimientos
Apéndice: Revista de prensa
----------
La exposición
Círculo de Bellas Artes de Madrid
Del 10 al 20 de junio de 2010

El próximo 10 de junio se inaugurará la exposición “Rompiendo el Silencio-Los soldados israelíes hablan” en el Círculo de Bellas Artes de Madrid.
La muestra reúne un centenar de fotografías tomadas por soldados israelíes durante sus años de servicio en los Territorios Ocupados, un vídeo de testimonios de la reciente ofensiva “Plomo Fundido” sobre la Franja de Gaza y otros objetos que reflejan las prácticas de las Fuerzas de Defensa de Israel (IDF).
Dos representantes de habla hispana de la organización Breaking The Silence guiarán a los visitantes y relatarán sus historias personales, como ex militares, durante la exposición, que permanecerá abierta hasta el 20 de junio.
Paralelamente se organizarán charlas, debates y otros eventos en el Círculo de Bellas Artes y diversos emplazamientos.
Con el fin de profundizar en la estrategia militar israelí, Breaking The Silence ha traducido al castellano su libro de testimonios de soldados destacados en Hebrón, una ciudad que ejemplifica como ninguna otra la situación que se vive en la actualidad en los Territorios Palestinos. La publicación se distribuirá en el marco de la exposición y los eventos paralelos.
En junio de 2004 y con el título original ”Rompiendo el silencio-los combatientes hablan de Hebrón” comenzaron a exponerse en Tel Aviv las imágenes recogidas por Breaking The Silence. Desde entonces la muestra ha pasado por diversas ciudades de ese país e instituciones como la Kneset (parlamento). A las fotografías y testimonios originales se han ido añadiendo nuevas imágenes y vídeos que siguen provocando hoy en día controversia y debate dentro de la sociedad israelí.
Los miembros de Breaking The Silence comprendieron pronto la necesidad de trasladar el mensaje también a la comunidad internacional, cuya influencia en el conflicto palestino-israelí es decisiva. Por ello se desarrolló una muestra adaptada al público internacional.
Las fotografías y testimonios incluidos en esta exposición han viajado hasta ahora a Ginebra, Amsterdam, Philadelphia, Cambridge y Copenhague, cosechando en todas esas ciudades un gran éxito de público y medios.


La gira
Barcelona, Toledo, Sevilla, Vigo, Santiago
Del 3 al 20 de junio de 2010

Los representantes de Breaking The Silence viajarán a Barcelona, Toledo, Sevilla, Vigo y Santiago de Compostela entre el 3 y el 20 de junio. Allí ofrecerán charlas, participarán en vídeo-forums y debates, mantendrán reuniones con instituciones y políticos autonómicos y locales y se encontrarán con organizaciones no gubernamentales.
Especialmente significativa es la presencia de la organización en Barcelona, que coincidirá con la Cumbre de la Unión por el Mediterráneo y la Cumbre UE-Egipto.
Barcelona: Del 3 al 6 de junio de 2010
Toledo: 7 de junio de 2010
Santiago de Compostela: 14 de junio de 2010
Vigo: 15 de junio de 2010
Sevilla: 17 de junio de 2010
---------------


 La organización
Orígenes y mandato

Breaking The Silence fue establecido en marzo de 2004 por soldados licenciados que servimos durante la Segunda Intifada, que estalló en septiembre de 2000.
Cuando terminamos el servicio militar obligatorio, nos dimos cuenta de que la sociedad que nos había dado la misión de protegerla no era consciente del precio moral, humano y social que todos pagamos por las acciones de las Fuerzas de Defensa de Israel (IDF) en los Territorios Ocupados Palestinos. Sentimos el abismo que separaba la realidad que experimentamos “allí” con la realidad percibida por la sociedad “aquí”.
El servicio en los Territorios y las situaciones a las que nos enfrentamos, deformaron el mundo moral en el que habíamos sido criados.
Todos servimos en los Territorios Palestinos: en Gaza, en Hebrón, en Belén o en otras poblaciones palestinas.
Todos prestamos servicio en puestos militares de control, participamos en detenciones y en redadas, tomamos parte en acciones antiterroristas. Y aún así, pudimos ver la realidad tal y como es.
Civiles inocentes que resultaban heridos, niños que no podían ir a la escuela por los toques de queda, padres que no ponían comida sobre la mesa porque no podían ir a trabajar. La interacción diaria con el terrorismo y con la población civil nos dejaba indefensos. Nuestro sentido de la justicia resultó deformado y eso es algo aplicable a todo aquel que haya servido allí.
Después de licenciarnos del ejército, decidimos que nuestras vidas no podían continuar como si no hubiese ocurrido nada. No queríamos olvidar lo que hicimos ni lo que vimos. Decidimos romper el silencio porque había llegado el momento de hablar. El momento de contar todo lo que ocurre allí cada día.
La muestra “Rompiendo el silencio-los combatientes hablan de Hebrón”, que se inauguró en la Escuela de Fotografía Geográfica de Tel Aviv en junio de 2004, surgió de nuestro deseo de enseñar en casa lo que nunca antes se había visto.
Por primera vez el público pudo ver el mundo de los soldados que sirven en los Territorios y la rutina diaria de Hebrón. La respuesta a la exposición fue abrumadora. Miles de personas acudieron a verla, incluidos miembros de la Kneset y, lo que es más importante, soldados recién licenciados y sus familias. Este especial encuentro permitió a los visitantes contar a sus familias sus propias experiencias en los Territorios.
Nosotros también tuvimos oportunidad de reunirnos con otros soldados licenciados de nuestra edad y eso nos hizo ver claro que no somos los únicos en sentirnos así. Esta es la historia de una generación que guardó silencio. Por ello comenzamos a entrevistar y documentar testimonios de cientos de reclutas en activo o licenciados,  garantizando absoluta confidencialidad a todos aquellos que nos contactaban. Trabajamos con asesores legales y periodistas para verificar los testimonios.
La calidad y cantidad de testimonios reunidos prueba una y otra vez que no estamos hablando de “casos aislados” o de unas pocas “ovejas negras”. Nos enfrentamos a un fenómeno peligroso y creciente, una parte integral de la rutina cotidiana en los Territorios. Cosas que en su momento eran excepcionales, se han convertido en lo normal hace mucho tiempo. La perspectiva que emerge de muchos testimonios sobre los procedimientos de las IDF durante la Segunda Intifada revela una imagen preocupante de un sistema que pierde las restricciones humanas y morales. La degradación moral se ha extendido a todos los rangos y unidades de las IDF y también a la sociedad civil israelí.
La sociedad israelí debe darse cuenta de la trampa en la que todos estamos metidos, especialmente nuestros soldados. Nuestra sociedad debe entender el precio que estamos pagando por nuestras acciones en los Territorios Ocupados. Mientras nos defendemos a nosotros mismos del peligro, estamos creando otro desastre.
Una sociedad democrática que aspira a ser moral no puede ignorar la realidad que tolera y, en nuestro caso, esa realidad está en nuestro patio trasero. Debemos reunir valor y ponernos frente al espejo que nos colocan aquellos que fueron enviados allí. Debemos abrir un debate honesto sobre las cuestiones morales y sociales que se desprenden de la realidad en los Territorios antes de que sea demasiado tarde.
Breaking The Silence es un intento desesperado de alarmar a la sociedad israelí y a la internacional, para que sean conscientes de la catástrofe que estamos llevando a otros y a nosotros mismos.
 ------------


 Sus voces
Simcha Levental


Cuando Simcha tenía 14 años, sus padres, judíos ultra-ortodoxos, decidieron seguir la “llamada de Dios” y emigrar desde México D.F. a Oriente Medio. La familia se instaló en el asentamiento religioso de Modi’in Illit, construido sobre tierras palestinas. Simcha, el mayor de diez hermanos, fue durante años un hijo ejemplar.
Dedicó su primera adolescencia a estudiar el Talmud en una prestigiosa yeshiva (escuela religiosa judía) de Jerusalén y se sintió orgulloso de la presencia de su familia en Cisjordania, que entendía como una reivindicación política del “derecho” del pueblo judío a poblar la Tierra Santa.
Comenzó más tarde a sentirse oprimido por la tradición ultra-ortodoxa, ante su deseo de estudiar álgebra,
leer a Shakespeare, analizar las leyes de Newton o aprender hebreo moderno, todo ello prohibido para él en la yeshiva. Quiso formar parte de la sociedad israelí secular y decidió alistarse en el ejército, algo vetado en la comunidad ultra-ortodoxa.
Entre 2000 y 2003 sirvió en los Territorios Ocupados, principalmente en los puestos de control militar (check-points), llegando a ser comandante de una unidad de infantería. Y comenzó a darse cuenta de que había abandonado las restricciones de una comunidad para formar parte de otro grupo opresor.
A lo largo de sus años de servicio, Simcha descubrió que las políticas de planificación juegan un papel central en la violación de derechos humanos. El diseño de infraestructuras para servir a un solo grupo, el de los colonos judíos, y la imposición de cortes de carreteras, checkpoints y toques de queda, a costa de otro grupo, los palestinos. Se sintió doblemente responsable de estas políticas, como soldado y también como residente en el mayor asentamiento de Cisjordania.
En 2004 fundó, junto a otros compañeros, Breaking The Silence, organización a la que permanece vinculado desde entonces.
Simcha, de 28 años, reside en la actualidad en Boston, donde realiza un posgrado en el departamento de
Planificación, Urbanismo y Medio Ambiente de la Tufts University.
---

Itamar Shapira



Como sionista convencido, Itamar no dudó al ser llamado a filas en 1999 ni al ser enviado a servir a Líbano, brevemente, y después a los Territorios Palestinos. Durante tres años formó parte de una unidad de combate del Nahal, la brigada de infantería de las Fuerzas de Defensa Israelíes (IDF).
Participó en incursiones, arrestos masivos, acciones de represalia colectiva, colocación de checkpoints. Fueron los años del final de la Primera Guerra de Líbano, del inicio de la Segunda Intifada, del cambio de rumbo marcado por el 11-S, de los atentados de militantes palestinos, de los asesinatos “selectivos” israelíes, del agravamiento de la Ocupación. E Itamar, que en la actualidad tiene 30 años, decidió salir de la espiral de odio y violencia
Decidió unirse a Breaking The Silence en los inicios de la organización, ofrecer su testimonio personal de forma pública, participar en charlas y colaborar en la recolección de otros testimonios.
En la actualidad trabaja como guía en Jerusalén, donde muestra a visitantes extranjeros y ciudadanos israelíes los asentamientos, el Muro, las demoliciones, las evacuaciones forzadas y otras políticas que dificultan cada vez más la vida de la población palestina.


 Palabras vacías
Esta exposición es una mirada más allá de las grandes palabras, de conceptos como toque de queda, honor de guerra, comandos, políticas, confrontación de baja intensidad.
Detrás de estas grandes palabras está un pequeño soldado de 18, 19, 20 años. Y el soldado no comprende realmente de política, no sabe en qué lugar de su M16 se esconde el honor, ignora qué significa exactamente “baja intensidad” aquí. Las palabras pierden su significado el primer día que hace cumplir un toque de queda.
El día que ve como un terrorista suicida salta por los aires a veinte metros de él. El día que recibe maldiciones y golpes de los judíos a los que tiene que proteger. El día que llega a Hebrón.
Después de dos días, ese soldado, yo, comprendí que, si quería sobrevivir, tenía que encerrar todo lo que era, mis valores e ideologías, mis sentimientos y pensamientos en una pequeña caja y callarme. La primera vez que volví a casa desde Hebrón, también metí en esa caja todo lo que había vivido en las dos semanas precedentes.
Y aseguré a mis padres que la situación era difícil pero manejable. Me abrazaron, siguieron preocupados y continuaron esperando el día en que pudiera salir de Hebrón.
Un alto muro de silencio se levantó alrededor de todos nosotros. Callábamos después de las guardias, cuando regresábamos a casa de permiso. Con nuestras novias, nuestros colegas, nuestros padres. Yo guardaba silencio mientras veía como me convertía lentamente en un robot mudo y frío. Y me avergonzaba de las cosas que iba descubriendo de mi mismo.
Mi padre me llevaba en coche hasta Jerusalén, desde donde yo continuaba camino solo en un autobús blindado hasta Hebrón. Me enviaban paquetes, me llamaban cada día. No tenían ni idea de lo que en realidad estaba pasando su hijo y no era su culpa.
Anoche, después de colgar todas las fotografías en la galería, me paré y miré a mi alrededor. Y me di cuenta de pronto de que mi madre entendería al fin cómo es la ciudad antigua de Hebrón. Casi un año después de que acabara el servicio militar, mi madre vería finalmente el lugar donde su hijo pasó casi un año. Entendería lo lejos que estuve de casa. Mi padre escucharía a otros hijos modelo como yo cuando hablaran de la demencia a la que se enfrentaron en Hebrón.
Todo saldría a la luz. Me di cuenta de todo eso y me invadió un sentimiento que compensaba todo el trabajo de las últimas semanas, todas las presiones e inquietudes. Tuve la sensación de que el espeso silencio quizás se acabaría.
Mirad en torno a vosotros, mirad a los soldados licenciados que se encuentran entre vosotros, observad el
alivio en sus rostros. Se debe a que la pesada carga que llevábamos solos hasta hoy, pasa a estar sobre los hombros de todos. Toda la sociedad israelí es responsable. Fue la sociedad israelí la que nos envió a Hebrón, la que nos mandó allí con inquebrantable convicción.
Esta noche, gracias a todos los que estáis aquí, ha llegado el momento de hablar de lo que vivimos, de cómo estamos regresando junto a vosotros. Ha llegado el momento de volver a casa.


Tel Aviv, junio de 2004.
Presentación escrita por Yonatan Boemfeld para la inauguración de la primera exposición de Breaking The Silence.


“Servir en los Territorios no es una cuestión de insensibilidad; es un “subidón”, una especie de “subidón” negativo. Siempre estás cansado, siempre estás hambriento, siempre tienes ganas de ir al baño, siempre tienes miedo a morir, siempre estás ansioso por cazar al terrorista. Es una vida sin descanso. Incluso cuando duermes, no duermes bien.”

“Creo que tu capacidad de juicio queda un poco perjudicada cuando cada día... cuando, a tus ojos, tu enemigo es un árabe o cualquier otro... no le miras como a un ser humano frente a ti, sino como a un enemigo y esa es la palabra para él: enemigo. No es un perro, no es otro animal, no piensas en el como un ser inferior. Simplemente, él no cuenta. Punto.”


www.breakingthesilence.org.il
info@shovrimshtika.org
+34 610047330
---
Agradecimientos
Entidades colaboradoras: 
Círculo de Bellas Artes, 
Amnistía Internacional, 
Demostra
Breaking The Silence 
agradece también el apoyo logístico de:
Viraventos,
Fundación Araguaney.

Blog Widget by LinkWithin